Klaxons revientan el Lucerna Music Bar en su primer concierto en solitario en Praga.

Sean de tu gusto o no, el simple hecho de ver como este grupo británico puede convertir un concierto en una auténtica fiesta merece la pena. Para contagiarse del fenómeno “New Rave” que Jamie Reynolds y James Righton son capaces de crear, solo bastaba con mirar alrededor y contemplar como el público del Lucerna saltaba y cantaba sin parar.

Con vestimentas que hacían recordar a sus compatriotas Madness, Klaxons ofrecieron su mejor versión y descargaron durante más de hora y media lo mejor de su discografía, desde su más reciente y exitoso single “There Is No Other Time” hasta otros que les catapultaron a la fama en 2007 como “Golden Skans”, o el que utilizaron para concluir su concierto, “It’s Not Over Yet”. Hace cinco años fueron teloneros de Simply Red en Praga, y también fueron invitados al festival Rock for People el pasado año, pero hasta ahora nunca habían actuado en solitario en República Checa. Tras el gran reconocimiento que obtuvieron el pasado Sábado noche, podemos dar por hecho que no tardarán en volver por tierras checas.

Gran actuación también por parte de los teloneros invitados Fenech-Soler, que no tienen abosutamente nada que enividar a los anfitriones de la noche. Esta joven banda, también de procedencia británica, supo aprovechar la ocasión para presentar su reciente álbum “Rituals”, editado bajo el sello Warner Bros. Fenech-Soler ofrecieron un buen concierto de aperitivo del que disfrutaron los afortunados en llegar a primera hora.

Klaxons + Fenech-Soler
22 de Noviembre 2014, Lucerna Music Bar
Organizado por D Smack U Promotion

http://www.lagonzo.es/wp-content/uploads/2014/11/IMG_3117.jpghttp://www.lagonzo.es/wp-content/uploads/2014/11/IMG_3117-290x290.jpgLa Gonzo PragaConciertosPragaprague,praha
Klaxons revientan el Lucerna Music Bar en su primer concierto en solitario en Praga. Sean de tu gusto o no, el simple hecho de ver como este grupo británico puede convertir un concierto en una auténtica fiesta merece la pena. Para contagiarse del fenómeno 'New Rave' que Jamie Reynolds y James...